¿Qué es y como medir la tensión arterial?

presion arterial

La tensión arterial es la presión que ejerce la sangre sobre las arterias en el momento de ser impulsada por el corazón. Si la presión es excesiva estaremos hablando hipertensión pudiendo derivar en otros problemas de salud.

Según los estudios llevados a cabo por la Sociedad Española de Hipertensión arterial en España más de 14 millones de personas tienen mediciones de presión sanguínea por encima de lo recomendable.

El padecer hipertensión puede derivar en problemas cardiovasculares e incluso ictus o insuficiencias cardiacas que pueden desencadenar el fallecimiento del paciente.

Los problemas de la HTA pueden ser debido a diversos factores, genéticos, malos hábitos de vida, circunstancias puntuales de la persona, como es la gestación o por el envejecimiento del paciente que con el paso de los años las arterias se hacen menos elásticas.

La población obesa es uno de los sectores de población mas afectados con tener niveles de tensión excesivos.

¿Cómo se mide la tensión arterial?

A pesar de ser una operación que siempre relacionamos con personal medico especializado, nada más lejos de la realidad, porque cualquier persona con el equipamiento apropiado puede llevar a cabo la medición arterial de una persona.

Existen medidores de presión sanguínea muy avanzados que pulsando un simple botón, el aparato lleva a cabo la medición de forma autónoma.

El paciente debe encontrarse de forma relajada, en un espacio donde reine la tranquilidad, sentado en una silla y con el antebrazo izquierdo apoyado en una mesa.

En el antebrazo se coloca el manguito y se pulsa el botón “iniciar” y al cabo de unos minutos se muestra en la pantalla leed tanto los valores de la tensión sistólica (tensión máxima) como diastólica (tensión mínima).

En aquellas personas con hipertensión se recomienda que lleven a cabo la medición todos los días y que los resultados queden grabados en la memoria del medidor o apuntarlo en un papel para ser consultado por el médico cabecera para que estudie la evolución de la tensión del paciente a lo largo de los días.

El control por parte del paciente se debe realizar aproximadamente a la misma hora todos los días, por la mañana y por la noche, realizando en cada medición dos tomas de valores y haciendo la media.

Debe ser el brazo izquierdo sobre el que se lleve el control porque es el que esta más cerca del corazón siendo así los valores aportados por el tensiómetro más fiable.

El hecho de tomarse la tensión de forma autónoma en la tranquilidad del hogar, evita el llamado fenómeno de la bata blanca, que por el simple hecho de estar ante un médico los valores de la tensión arterial suelen ser más altos de los que se acostumbra.

 

Modelos de tensiómetros

modelos de tensiometros

La clasificación más popular de tensiómetros es aquella que distingue entre tensiómetros de muñeca y tensiómetros de brazo

Los tensiómetros de muñeca cuentan con la ventaja que son mucho más baratos pero en cambio ofrecen ciertas dudas sobre la fiabilidad de las mediciones que realizan

Los tensiómetros de brazo son más caros, rondando entre los 40-70 euros según la marca y el modelo (los más populares son los tensiómetros de la marca Omron)

La última novedad en cuanto a esfigmomanómetros son los tensiómetros inalámbricos que se está popularizando entre los corredores de running ya que no necesita de cables y trasmite los valores de las mediciones realizadas al Smartphone. El modelo más popular es inalámbrico ihealth BP5 que combina la última tecnología sanitaria a un precio muy económico.

Otro tipo de clasificación de medidores puede ser la siguiente:

Esfigmomanómetro de mercurio: Es el medidor más preciso, siendo las lecturas de valores muy exactas. Requiriéndose el uso de un fonendoscopio. Solamente se utiliza actualmente en los laboratorios.

Esfigmomanómetro de aire: Se caracteriza tanto por la fiabilidad de las mediciones como en la sencillez del proceso de toma de toma de valores.

Esfigmomanómetro de electrónico: El mas utilizado en la actualidad, simplemente con pulsar un botón el aparato realizad de forma automática toda la medición mostrando los resultados en una pantalla, e incluso guardando los valores recogidos en una memoria interna del propio aparato, permitiendo guardar los datos de dos personas diferentes.

 

Marcas de tensiómetros

modelos de tensiometros omron

Omron: Es la marca mas popular y usada por las personas porque aúna en el aparato una simplicidad en el manejo del mismo como un precio muy barato (la horquilla de precios para un tensiómetro de brazo de la marca omron abarca desde los 30 a los 70 euros, siendo mi preferido el tensiómetro omron m6).

Medisana: Es la segunda marca mas conocida y usada por personas con problemas de tensión arterial, desde mi punto de vista tiene un diseño mas feo pero los resultados que ofrece son igual de fiables que los tensiómetros de la marca omron.

Aeg: Es la tercera marca en el sector de la medicina, siendo muy similares a los anteriores  y aun precios quizás algo más bajos.

¿Cuáles son los valores normales de la tensión arterial?

Cada persona según sus circunstancias personales aporta valores diferentes pero hay una horquilla de valores fuera de los cuales, la tensión se considera anormal por parte de los sanitarios y farmacéuticos.

En adultos la tensión debe estar entre los 90 mm de tensión diastólica (baja) y 140 mm de tensión sistólica (alta).

¿Cómo tratar los resfriados y la gripe?

resfriados para la gripe y los resfriados

Cuando se acercan los cambios de temperatura, especialmente cuando se acerca un cambio de estación, lo primero que suele aparecer es la gripe y los resfriados.

Por lo general las personas toman algún tipo de medicamento para contrarrestar los síntomas que se generan, como la fatiga, el dolor muscular, dolor de garganta, fiebre entre otros. Según los expertos tomar medicamentos para curar o evitar una gripe no es lo más recomendable, tampoco lo es con los más pequeños de la casa.

Por lo general dentro de las recomendaciones para tratar con un resfriado o con la gripe, se basa más en aspectos relacionados con el descanso, el consumo de agua y el tiempo.

Hoy en nuestro post queremos compartir contigo algunos buenos consejos que te permitirán tener algunas bases con las cuales pueden tratar un resfriado, así, la próxima vez que te enfermes o que se enferme un miembro de la familia sabrás lo que debes hacer.

¿Cómo tratar los resfriados y  la gripe?

Es importante saber que no existe una cura como tal para la gripe o los resfriados, lo único que podemos hacer es tratar un poco los síntomas y dejar que pase. Por lo general no dura más de unos cuantos días, aunque no mentimos en decir en que puede ser muy desagradable padecerlos. A continuación te mencionaremos algunos de los mejores consejos o trucos con los cuales podemos  tratarnos cuando tenemos un resfriado:

Reposo o descanso: la mejor forma de ayudar a que nuestro cuerpo se defienda de la gripe es permitiéndole descansar. Esto es un consejo tanto para los adultos como para los niños. El cuerpo requiere de mucha energía para sanar, pero también para defender su cuerpo. Por esto, es importante que podamos descansar y dormir.

No fume: una de las recomendaciones más importantes que debemos tener en cuenta es la relacionada con dejar de fumar si tenemos este hábito cuando nos encontramos con una gripe o un resfriado. De Esta forma contribuimos a que nuestros pulmones puedan respirar mejor y ayudarles a que se limpien totalmente.

Consumo de líquidos en altas cantidades: una de las recomendaciones que siempre hacen los médicos con respecto a la gripe es que debemos siempre consumir muchos líquidos. Puede ser agua, pero también podemos beber té, infusiones entre otras que nos ayuden a sentirnos mejor, pero también a mantenernos hidratados.

Uso de gotas nasales: es importante también que para ayudarnos a respirar mejor podamos entonces utilizar gotas nasales hechas con solución salina, de esta forma podremos ayudarnos a respirar mucho mejor, aspecto que se complica a medida que se aloja o se concentra la flema en los pulmones.

Comidas livianas: otro de los consejos que debemos seguir cuando nos encontramos con un resfriado es el de poder consumir comidas que sean livianas, si bien perdemos el apetito, es necesario que no dejemos de comer. Por ello lo más recomendable es que podamos consumir sopas livianas, de vegetales con una proteína, o solamente con la proteína como las famosas sopas de pollo.

Mantener la cabeza elevada: otra de las recomendaciones importantes es que podamos mantener nuestra cabeza elevada, esto se realiza para que podamos respirar de una forma más simple. Por lo general cuando tenemos un resfriado o gripe nuestros pulmones se llenan de flemas lo que dificulta mucho respirar. Para ayudarnos lo mejor que podemos hacer es elevar la cabeza para respirar.

Miel: dicen que uno de los productos que más ayudan a controlar o tratar los síntomas de la gripe es precisamente la miel. El uso popular es poner una o dos cucharaditas de miel en un vaso de leche caliente, de esta forma ayudamos a que nuestros pulmones puedan sentirse más aliviados. También podemos notar que una vez que tomamos estos ingredientes la tos disminuye y podemos pasar una mejor noche.

Evacuar la flema: cuando tenemos gripe no podemos negar que siempre tenemos la necesidad de sonarnos la nariz. Para ello es importante que podamos utilizar pañuelos desechables con los cuales sonarnos cada que sea necesario para evacuar las flemas.Estos fueron algunos consejos con los cuales podemos tratar la gripe y los resfriados de una forma natural